Quantcast

Compra Aquí Hortalizas orgánicas para que cocines deliciosos y nutritivos platillos.

costillas braceadas


Con una cocción lenta y a fuego bajo se pueden hacer maravillas y justo de eso se trata estas costillas braceadas, un horno a fuego bajo y muchas horas. El resultado son unas costillas llenas de sabor que la carne se desprende del hueso con la simple ayuda de las manos.

Con una cocción lenta y a fuego bajo se pueden hacer maravillas y justo de eso se trata estas costillas braceadas, un horno a fuego bajo y muchas horas. El resultado son unas costillas llenas de sabor que la carne se desprende del hueso con la simple ayuda de las manos.

Hay cortes de carne que no son tiernos pero están repletos de sabor y para ellos esta técnica de cocción es la ideal. La preparación en realidad es muy rápida solo consiste en ponerlo todo en una cacerola para el horno sazonar bien, tapar y dejar que el tiempo y el fuego hagan su magia.

Con una cocción lenta y a fuego bajo se pueden hacer maravillas y justo de eso se trata estas costillas braceadas, un horno a fuego bajo y muchas horas. El resultado son unas costillas llenas de sabor que la carne se desprende del hueso con la simple ayuda de las manos.

Personalmente me encantan este tipo de cocciones porque reivindican los cortes baratos dándoles un lugar de honor y es que y están repletos de sabor solo necesitan un poco de cariño.

Con una cocción lenta y a fuego bajo se pueden hacer maravillas y justo de eso se trata estas costillas braceadas, un horno a fuego bajo y muchas horas. El resultado son unas costillas llenas de sabor que la carne se desprende del hueso con la simple ayuda de las manos.

costillas braceadas
Tiempo de preparación: 
Porciones: 4-6
 
Ingredientes
  • 1½ cebolla cortada en octavos
  • 1 pimiento rojo cortado en octavos
  • 3 zanahorias cortadas en trozos grandes
  • 6 dientes de ajo
  • 1 kg de costillas
  • 1 rama de romero
  • 2 hojas de laurel
  • 2 tazas de vino tinto (que son 480 ml)
  • 1 taza de agua
  • sal y pimienta a gusto
Instrucciones
  1. En una cacerola que se pueda poner en el horno y que tenga tapa colocar todos los ingredientes.
  2. Llevarlo a un horno bajo (170 C) por 4 horas o hasta que con la ayuda de un tenedor se deshaga la carne de la costilla. De ser necesario se puede agregar agua o caldo.

Esta vez en casa las acompañamos con unos hongos a la cerveza y una ensalada de chícharos con menta y debo decir que ambos acompañamientos combinan de maravilla con las costillas.

Esta versión es una de mis preferidas para comer champiñones el sabor de los hongos, con la cebolla, ajo cerveza y perejil es perfecto, ya sea como un complemento a la hora de comer, o como la salsa de unos fideos o mejor aun sobre un huevo estrellado. Son versátiles, muy fáciles de hacer y sabrosos.

Esta ensalada es una de mis favoritas, me gusta por qué es fácil de hacer, fresa y una forma diferente de comer chícharos

 

Related posts:

Ayúdanos a seguir haciendo contenido de calidadlogo1

Translate »